Belen Lempira: Conoscamos Honduras

A veinticuatro kilómetros de la colonial ciudad de Gracias Lempira, entre montanas de coníferas y aire puro se encuentra el pintoresco pueblo de Belen Lempira.

Fundado en 1871 y siendo su primer alcalde Don Eusebio Amaya Morales es un pueblo que aunque no se sabe a ciencia cierta su origen su ubicación geográfica entre montañas un tanto aisladas da la idea que pudo haber sido un pueblo minero que se estableció en tierras indígenas o una Encomienda Colonial.

Llegue al pueblo después de mucho tiempo de no visitarlo. La última vez seria en los años 70 cuando mi madre estaba a cargo de las campañas de vacunación. En mi borrosa memoria de esa época era un viaje que duraba varias horas por un camino tortuoso, polvoso y que me hacían rebotar en la parte trasera de un Land Cruiser.

Estos días llegar a Belén es cuestión de unos 40 minutos en una vía alfaltada con un paisaje inigualable entre las serranías de Lempira.

Al llegar a Belén como en muchos pueblos de Lempira sabe uno qué el pueblo es inmune al tiempo y a los ruidos de la modernidad estresante. Anduve caminando las casi desoladas calles tomando algunas de las fotos que aquí comparte. Me llamo mucho la atención la iglesia estilo colonial que me trajo reminiscencias de los pueblos españoles en Nuevo México en el sudeste de los Estados Unidos. Creo que Belén sería ideal para una película histórica…

Aquí les presento unas cuantas imágenes que reflejan un tanto mi visión artística de ese pintoresco lugar. Me encantaría que lo visitaran, se deleiten en su simple arquitectura y que aprecien la humildad y la sonrisa amable de su gente…

Antes de conocer otros países hay que conocer nuestra tierra….

Como siempre les pido que respeten mis derechos de autor. Las fotos y el texto no pueden ser usadas sin mi permiso.

undefined
undefinedundefinedundefinedundefinedundefinedundefined

 

no comments

Your email is never published or shared. Required fields are marked *

*

*

There was an error submitting your comment. Please try again.